lunes, agosto 20, 2007

¿Y que fue de...? - Movimiento de Liberación Digital

Hace unas semanas la Blogósfera nacional "estalló", se dió a conocer el Acuerdo de Cooperación entre Microsoft y el Estado Chileno, y todos los pormenores y por mayores de dicho texto. Surgió el Frente Movimiento de Liberación Digital. La causa muy noble, básicamente (dentro de un listado no demasiado simple de resumir) garantizar que la ciudadanía tenga absoluta libertad para elegir con que plataforma interactuar con el Estado Digital (sitios de gobierno y demáses). Muchos jóvenes (y algunos no tanto) tecnócratas con el concepto medianamente claro de que no se puede atar un Estado a una compañía de software propietario, casi toda la "Generación Web 2.0". Evidentemente el hecho de haber firmado un acuerdo con olor a contrato, redactado de manera tan ambigua, y sin hacerse asesorar por VERDADEROS ENTENDIDOS, vale todas las críticas y condenas a las miles de penas del infierno.

Mucho ímpetu, pero también mucha confusión de conceptos, Neutralidad Técnológica es absolutamente distinto a Imparcialidad Tecnológica, como bien explica Jens Hardings. Nulo manejo del marco legal, salvo por los, bajo cierto punto de vista objetables, argumentos de monopolio, ¿derecho a elegir? No aparece ni en la constitución, ni en ningún código legal. Y del ridículamente existente derecho informático chileno nada, aunque sinceramente tampoco aplica, aunque un abogado bien podría ingeniarselas para hacerlo calzar.

Salieron los argumentos, defensas pobres, y otras muy bien fundamentadas, para ambas partes, incluso el Movimiento se organizó y escribió una carta para la actual presidente Michelle Bachelet. Un pequeño grupo fue invitado al Congreso Nacional, para exponer el mensaje del Movimiento. Si bien es cierto se cumplieron estos hitos, el mensaje aparentemente entro por un oído y salió por el otro, los honorables no le tomaron el debido peso al asunto, y los "malos de la película" se encargaron de bajarle el pérfil al asunto. Con ello la cobertura mediática poco a poco prefirió preocuparse por temas "más importantes", como los triunfos de la Rojita, la relación de Marlén y Pelushe, y la teleserie de turno.

Marcos Zúñiga
hablaba de una corbata para el MLD, y anoche trás ver la película Yo amo a Huckabees (que no vamos a decir que es una joya del 7mo arte), llego a la misma conclusión. Quizás hacer una maratón viendo películas malas con un mensaje claro le sería útil al MLD. Al movimiento le falta una cara, un líder. Las estructuras NO piramidales simplemente NO funcionan en una idiosincracia que no está preparada (en este caso particular, la chilena).

No vamos a empezar a buscar ni a culpables, ni a responsables. A mi parecer la misma arrogancia del grupo, la falta de visión para saber leer un crítica fundamentada y con un mensaje claro (como los casi eternamente ignorados comentarios de MAZ), la incapacidad de ver más allá de las propias narices y proyectarse más allá del futuro inmediato, cosas tan simples como responder un correo de contacto por último para invitarte a partcipar del MLD (quizás estoy prejuzgando y los personajes en cuestión reciben tantos millones de correos al día que no tienen tiempo para responderlos todos, por último una respuesta automática...), o bién usar las herramientas que uno pone a su disposición, como enviar un correo a algún contacto mencionado que puede ayudar en los temas, o referirse a un enlace con información útil (me queda claro que eso es más bien subjetivo) poco a poco hacen que el Movimiento se diluya.
Culpemos a la locación, es un movimiento chileno, formado por chilenos, a los chilenos no nos agrada que nos digan las cosas como son, preferimos las medias verdades interpretables a gusto. Partimos las carreras con la fuerza y velocidad de un pura sangre inglés, pero llegamos como simples burros de carga.

En este caso la falta de ruido constructivo hace que el MLD se vuelva un sobre de 20 gramos de jugo en polvo en un tambor de 25 litros de agua. Y así y todo, TENGO FE EN EL MLD. Confío en que después de todo estas primeras experiencias sirvan y que el mensaje sea tomado en cuenta por la gente precisa. ¡Cómo no va a haber un futuro político visionario dentro del Movimiento!

8 comentarios:

Horacio dijo...

Estoy de acuerdo que en este caso puntual las estructuras no piramidales no son eficientes, y que entrar a la arena de los famosos honorables es casi imposible a menos que tu tema no signifique un voto seguro en las próximas elecciones.

Ahora bien, como planteamiento al margen, ¿Qué líder sugieres tú en una primera instancia? Puede ser natural o impuesto. Me gustaría saber la opinión de alguien relacionado a la materia para palpar digamos las diversas identificaciones del caso, porque a mi no se me ocurre ninguno en una primera pasada.

Cuídate, que tengas buena semana!

El Santa dijo...

Es complicado definir un lider, digamos que es uno de los temas en "eterna" discusión.

En un principio pensé que Tomás Pollak podría haberlo sido, ya que técnicamente gracias a él surgió el movimiento, pero como bién dicen "su look alternativo" no le hace muy bien a la imagen pública del Movimiento (en caso de requerir hacer algo más serio). En todo caso cuestiono su dedicación al asunto, por ejemplo hace 10 días que se ventiló otro acuerdo de Micro$oft (bastante añejo por lo demás), y recien ayer publica la "nueva" noticia en FayerWayer. Yo prefiero atribuirlo a exceso de trabajo, o a políticas editoriales de FayerWayer, y hasta cierto punto es entendible. No puedes echar a correr una bola de nieve y después solo dedicarte a ver como pasa sobre el camino.

Leo Prieto, el tipo del iPhone, si bien es cierto entiende de tecnologías, está demasiado ligado a FayerWayer. Además hay supuestos vínculos con determinado partido político, aunque no me consta.

Luis Ramírez, académico de la Universidad de Chile, y simpatizante al movimiento me suena a una de las opciones "razonables". Entiende del tema, fue al congreso, manifiesta cosas coherentes. (*)

Rodrigo Hollman, a mi parecer también quedaría categorizado como potencial candidato, por similares razones que Ramírez. (*)

Juan Carlos Perez, uno de los muchos integrantes del Movimiento, también podría ser. Muchos de sus planteamientos son también coherentes, sin embargo le falta roce, y cuando tropieza normalmente pierde todos los méritos que pudo haber ganado. Sería bueno tener a alguien "así de neutro", es cosa de entrenarlo bien no más. (*)

Yo (sólo incluido para fines ilustrativos): No gracias. Entiendo de tecnología, trabajo en tecnología, algo de derecho he aprendido. PERO, evito lidiar con unidades de carbono, mi tiempo disponible para dedicarle al tema tiende a nulo, y soy extremadamente incisivo y directo para ciertos temas. Carezco de tacto, lo que en conjunto, me hace un bicharraco políticamente incorrecto, o suavizando las palabras, "inapropipado".

Según mi pareciación, tendríamos al menos 3 candidatos, marcados con un (*). La pregunta del millón es si aceptarían la responsabilidad, cosa qeu desde un punto de vista muy objetivo dudo.

Horacio dijo...

No pude evitar reír con lo de "carezco de tacto" jajaja.

En fin, me gustaron las sugerencias (sobre todo las marcadas con un asterisco), y creo estar muy de acuerdo con tu análisis, aunque personalmente tiendo a caer en la tendencia con Juan Carlos Perez.

Ahora bien, intentando ser objetivo, creo que Ramírez podría ser una alternativa viable por su condición de académico relacionado al tema, lo que lo "acreditaría" como una voz formal a la hora de liderar un movimiento de esta envergadura (tarea no fácil, por supuesto), sobre todo si consideramos su background, que sin el ánimo de desmerecer el trabajo de los demás, está más orientado al aspecto social, lo que me parece relevante a la hora de hacer política a gran escala.

Cuídate.

Maz dijo...

Hola Santa:

Te agradezco mucho las referencias.

Ha sido interesante conocerte a través de tu blog, por lo cual estás en mi lista de feeds, y ojalá tengamos la oportunidad de conversarnos una cerveza algún día.

Qué arriesgado eres al hacer este análisis, con el cual coincido absolutamente en cuanto a MLD. En cuanto a las personas, trato de ser prudente en los juicios. Los liderazgos surgen en las formas más diversas, desde los espacios más inesperados y no siempre son predictibles.

Hace un par de días apareció la "versión 2.0" de MLD, con una nueva "plataforma de gadgets" y (supuestas) nuevas formas de operar.

Pero creo que persisten dos problemas que identificas bien y que he planteado desde un principio: La carencia de misión y objetivos claros, y la falta de un liderazgo definido.

Pero la WEB 2.0 no deja de sorprenderme. Quién sabe. Estas nuevas formas de interacción quizás generen nuevas formas de organización. Intuyo que no es así, pero podemos estar muy equivocados.

Gracias de nuevo ... y parece que estamos en el mismo club de "los que quieren iniciar un libro pero que terminamos transformando en un blog". :-)

Saludos ...

Marco.

El Santa dijo...

Maz:
Primero que nada agradezco la atención, quzás deba agregarte a mi listado de pocas personas que visitan este humilde cuchitril, "cuesta un mundo hacerse de un público fiel".

Sobre el tema, bueno, tengo clarísimo de lo arriesgado al explicitar mi análisis, lo más seguro es que me eche encima a su buena manga de integrantes del MLD, o en el mejor de los casos me declaren públicamente persona no grata.

Sobre los juicios a las personas, debo reconocer mi falta de prudencia (es del millón de cosas a mejorar), pero si alguien me cae mal, prefiero decir las cosas como son. Genero un conflicto en el corto plazo, pero me ahorro múltiples potenciales futuros dolores de cabeza.

Y finalmente sobre la cerveza, no es mala idea, algún día te cobraré la palabra.

Saludos.
Santa

Cristian dijo...

Estimados,

Es muy fácil hablar de fútbol cuando se ve por la tele, se nos ocurren jugadas, buenos cambios y es fácil detectar los errores. Ahora, nada de lo que digamos tendrá impacto en el resultado del partido, ya que lo estamos viendo por la tele.

Si uno va al estadio, algo puede aportar, ya que por lo menos gritando los goles o cantando con la barra se le dar animo a los jugadores y algo se puede influir en el resultado. Estando en la barra también se ven los errores, y puedes aportar cantando.

Pero muy distinto es ponerse los "chutiadores" y entrar a la cancha a mojar la camiseta y hacer goles, el partido se vive de otra manera y realmente uno puede influir directamente en el resultado del partido.

Bueno, los invito a meterse a la cancha del partido que juega liberación digital y no a mirarlo por la tele. los invito a tomar la pelota y meter goles.

Con respecto a los comentarios de MAZ, no son ignorados, son escuchados, pero quizás son como los comentarios que grita un hincha al costado de la cancha : pasala pallá, te van, no amagues tanto, etc. o sea, son escuchados por algunos jugadores, pero no siempre se pueden seguir todas las instrucciones.

Ahora, lo mismo le pasa a liberación digital con respecto a las políticas publicas relacionadas con tecnología. Lamentablemente no podemos entrar a la cancha a hacer goles (No somos diputados para votar leyes, tampoco ministros o asesores para tomar decisiones). Pero podemos ser como la barra de boca, los 90 minutos apoyando el equipo...

El Santa dijo...

Era de suponer y de esperarse la consabida "réplica".

Cómo bien dices Cristian, es fácil criticar el partido viéndolo desde fuera, así como probablemente ninguno de los aquí presentes haya estado tan metido en el MLD como tu lo has estado, tu tampoco sabes hasta donde hemos estado metidos, por decirte "un pequeño e insignificante ejemplo", las resmas de papel, donde se imprimió la carta a la presidenta, las compré yo, pero bueno, no hay para que ventilar minucias (por si las dudas, tengo más que claro tu papel en esta teleserie, y se que ha sido considerablemente más participativo que el mio).

Y por otro lado hay un compromiso por la causa, ni mis críticas ni las de Marco van con ánimo destructivo. Imagino que el problema de fondo es el como más que el que quizás si las críticas las adornáramos como nos gusta a los chilenos, para que suenen menos a crítica.

Me pregunto si todos estamos claros de que partido estamos jugando y contra quien lo estamos jugando.
Es muy fácil decir que vayamos todos hacia adelante. Lo difícil es ponerse de acuerdo en la dirección y sentido del vector ;-)

Maz dijo...

Hola Cristian:

Como dicen por ahí, "saltó lejos el maní". :-)

Me gustó tu analogía "jurgolera", así que vamos a seguir en la misma línea, aprovechando además que estoy viendo el programa "Show de Goles" en Chilevisión.

Nuevamente agradezco tu invitación para incorporarme "al equipo de MLD", pero desde el primer día lo dije: Son otros los equipos con los cuales me he comprometido y donde tengo posiciones muy claras en la cancha, por los cuales "la mojo" y desde hace bastante tiempo. En algunos casos como director técnico, en otros como delantero, en otros como un aperrado defensa. Pero juego en equipo, no me gusta "llevarme la pelota para la casa".

Tampoco me pongo los chuteadores para cualquier pichanga que me invitan, y prefiero los partidos de "largo aliento".

Tampoco me gustan las pichangas de barrio en la cual todos corren detrás de la pelota. Esos partidos son divertidos, pero el riesgo de quebrarse un tobillo es alto, y una diversión temporal te puede terminar dejando 1 año enyesado y con varias operaciones.

Supongo también que nadie puede decir que soy un "recien aparecido" en las "ligas futboleras". Tengo una directa ingerencia en varios temas que ya están consolidados en Chile y participo en otros nuevos espacios que espero también generen impacto real, pero no vivo exclusivamente de las viejas glorias del mundial del '62. Juego en las ligas senior, pero me encanta compartir pichangas con la Selección Nacional y también con la Sub20.

Pero ya te lo he dicho, en forma pública y en forma privada. No me gustan los equipos donde no existe un nivel mínimo de disciplina, y cuando aparece el más mínimo problema, optan por patear hasta al aguatero. Y cuando el partido se complica, a la barra les da por meterse a la cancha y agarrar a combos y escupitajos a todo el mundo. No es mi estilo de fútbol.

Y como todo el mundo sabe en el futbol, hay dos principios fundamentales: Primero, tener claro el equipo, las posiciones y repetar al equipo técnico. Y segundo, saber si se jugará un 4-4-2, 10-0-1 o 2-3-5. O sea: Estrategia y organización.

Si siguen pichangueando todos detrás de la pelota, van a terminar todos agotados y con la lengua afuera, y tal vez no queden muchas ganas de volver a jugar.

Y al final del día, a pesar de todo lo anterior, hay un único parámetro por el cual medir los resultados del equipo: el número de goles.

El resto, es exclusiva pasión de hincha.

Saludos...

Maz