jueves, diciembre 25, 2014

Lo que aprendí de L1bera

Hace algunas semanas atrás respondí a una invitación abierta de mi amigo y lider de la banda chilena L1bera, para asistir a un ensayo de su banda. Debo confesar que el estilo de L1bera no es precisamente de mi devoción, pero la experiencia fue enrriquecedora.

http://www.l1.cl/descargas/discos/R3VOLUC1ON.rar


L1bera es una banda cuyo estilo clasifico (probablemente equivocadamente) entre el aggro y el nu-metal, pero de la vieja escuela, guitarras y ritmos agresivos, equilibradamente mezclados con secuencias, y con una voz más melódica nada gutural. Influencias  peligrosamente marcadas, donde si no fuera por el arte que pone cada integrante de la banda uno tendría la tendencia a decir que son una copia de Limp Biskit pero en español.

Durante el ensayo traté de pasar lo más desapercibido posible, de modo de no interferir en los procesos creativos propios de la banda, más todavía cuando L1bera está en plena preparación de nuevo material.

Debo reconocere que fue una muy grata experiencia, aún cuando el ensayo se extendió bastante más de lo que tenía presupuestado, pude ser testigo de la gestación de un nuevo tema, que según las palabras de Gastón está quedando increíble.

https://www.facebook.com/AGUEROL1


Gastón demostró un liderazgo innato, lo que no se debe confundir con autoritarismo. Expone sus ideas frente a la banda de una manera clara, de modo que todo las vayan trabajando por pedazos hasta que consiguen que el conjunto sea una pieza más del rompecabezas, con un rol específico, y que calce perfectamente al lado de las otras.
En ese sentido me llamó la atención como los 2 integrantes encargados de la parte rítmica, bajista y baterista, consiguen una comunicación que va mucho más allá de las palabras, y como "sin  querer" se aferran a lo que han definido inicialmente, matizándolo para conseguir la aprobación final. Así partieron con una rítmica muy "matemática", escapándose un poco de la línea de composición de la banda, y terminaron (en el ensayo) con la misma rítmica inicial, pero de alguna manera matizada acorde a lo que voy a denominar "requerimiento inicial".

Aplicado al desarrollo de software, que es la línea donde me muevo, Gastón es el buen jefe de proyectos, que lidera a un equipo de desarrollo, les expone sus ideas y requerimientos, y a veces busca imponer algunas posturas, basadas en las fórmulas que sabe que funcionan.
Por otro lado está el resto de la banda, que sería el equipo de desarrollo. Ellos acogen las ideas presentadas inicialmente, y contribuyen con lo propio, a veces difiriendo con el planteamiento inicial, pero enrriqueciendo el producto final. En este sentido, y lo veo a diario, la experiencia de los desarrolladores puede escaparse de las fórmulas conocidas, y la implementación final puede  resultar mucho mejor que la tradicional. Al respecto, también estan todos los casos y variaciones imaginables, la fauna del desarrollo de software da para muchas sorpresas.

Nota aparte merece el nuevo guitarrista de la banda. por lo que vi viene de una "escuela" musical mucho más técnica, y durante el ensayo al que asistí pude notar como aún se estaba adaptando a un equipo que ya lleva tiempo trabajando juntos. Es como el "estudiante en práctica con posibilidad de contrato" en las empresas, desde mi percepción sentí como aún necesitaba un guía, sin embargo el factor de caos que induce renueva al equipo.

Fue un honor ser testigo presencial de un proceso creativo diferente a los que estoy acostumbrado, y por ello quiero agradecer a Gastón y a todos los integrantes de L1bera por esta oportunidad única.
Publicar un comentario